Padre bueno, padre malo

¡Hola mis amores!

Tener una familia bien organizada y sobre todo en equilibrio, no es nada fácil, siempre van a existir las diferencias, ya que siempre se va a tratar de educar y llevar las cosas a la manera de cada uno, no obstante, de eso se trata una familia, de buscar el punto exacto en que todas las partes están de acuerdo.

Este punto es muy delicado cuando se tienen hijos; los padres siempre queremos lo mejor para ellos, pero a veces nos pasamos y los consecuentamos en todo, así que las opiniones se ven dividas, mientras que uno lo consiente, el otro pone los regaños, haciendo que los niños tomen la imagen del padre bueno y el padre malo.

imagen 1

Este tipo de actos no deben ocurrir, y si se está cayendo en el problema, entonces se debe solucionar, ya que si no lo hacemos, podemos perjudicar el desarrollo de nuestros niños, tenemos que cuidar esta parte muy bien, especialmente si queremos que nuestro hijo crezca con los valores y no se confunda, pues él debe confiar en ambas partes de la familia.

Ante todo, es necesario que hagamos ciertas cosas para que esto no suceda, por ejemplo, cuando nuestro hijo haga una travesura, es esencial que ambas partes tengan la postura para corregirlo, puesto que, si uno lo regaña, mientras el otro lo consiente, él no va a distinguir qué está haciendo bien o qué está haciendo mal.

Por otra parte, si existe una discusión por no haber un acuerdo, en cuanto a algún castigo o reprimenda, es necesario que ésta suceda lejos de él y por ende que no la vea o escuche; recordemos que ellos son muy perceptivos y muy pronto comienzan a apelar las decisiones más estrictas tomadas por la madre o el padre, ocasionando un conflicto que anteriormente no existía. Si hay un desacuerdo, traten de tener una señal previamente acordada, de manera que puedan discutirlo sin estar el niño presente.

imagen 2.jpg

También es necesario establecer algunas reglas para que las cosas no se salgan de control, reglas que ambas partes deben conservar y por nada del mundo pueden quitar, por muy tentados que se vean, tener este tipo de cosas ayuda a que la relación sea estable y no existan muchos desacuerdos.

Lo más importante para a la crianza de un pequeño es el trabajo en equipo, ambos tienen que formar parte de la vida de los hijos y ambos deben ser una imagen de respeto para ellos, puede ser un poco difícil, pues siempre hay un padre más fácil de convencer que el otro, pero siempre se puede salir adelante, hablando y estableciendo acuerdos, recuerden que esto ayudará al futuro de nuestros hijos, especialmente en su forma de comportarse.

 @EsElMundoDeYola

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s